lunes, 4 de noviembre de 2019

#QASecurity: Nunca te fies de ningún email que te solicite dinero

Antonio García es un trabajador excelente, siempre está atento en la oficina a ofrecer su ayuda a todo aquel que la necesita y es muy diligente en su puesto de trabajo, no hay nadie que sea más eficaz que Antonio, y eso que no tiene un puesto nada fácil, se encarga de gestionar el cobro de las nóminas de todos sus compañeros.

Por eso el día que recibió un mail del CEO de la empresa pidiéndole un favor personal, no le tembló el pulso, leyó el mail y rápidamente se puso manos a la obra, esto le serviría para poder ganar puntos y quizá subir algún peldaño; el mail decía:

A Antonio le pareció raro que el CEO le pidiera una transferencia a una cuenta en bitcoins, pero pensó, será algún lío que tenga por ahí, mejor no preguntar y ser discreto, eso seguro que lo agradece, hizo la transferencia y se le iluminó la cara con una sonrisa de oreja a oreja.

Al día siguiente Eduardo, el CEO, le llamó a su despacho, Antonio fue para allá raudo y veloz, al entrar miró a Eduardo y sonrió.

-“Buenos días Antonio, ¿hizo usted ayer una transferencia a una cuenta en bitcoins?”
-“Sí, Eduardo, y he sido todo lo discreto que se puede ser”, y le guiñó un ojo.
-“¿Quién le dijo que hiciese esa transferencia?”- preguntó Eduardo.
-“Usted señor”, Antonio se empezó a poner nervioso.
-“Bien, Antonio, puede retirarse”

Acto seguido, Antonio vio entrar a mucha gente en el despacho del CEO y escuchó muchas voces y gritos, -“¿Y ni siquiera estamos asegurados? ¿pero qué pasa en esta empresa?”- había algo que no encajaba.

Antonio pasó el resto del día nervioso, poco después le llamó su responsable directo, y le comentó que habían sido víctimas de una estafa, que él había realizado una transferencia a una cuenta que no era de la empresa, pero que no se preocupase, que no iba a perder el puesto de trabajo, eso sí, iba a recibir mayor formación en ciberseguridad.

Al llegar a casa, Antonio le dio vueltas a la situación, pero ¿Cuándo habían hablado él y el CEO?, si no se habían dirigido la palabra en 5 años y casi no le había visto nunca. ¿Una cuenta en bitcoins? ¿y no sospechaste nada Antonio? ¿y el logo de la empresa en el pie de firma? ¿y eso que nadie se lee sobre el medio ambiente que viene debajo?...

Se dijo, ”Antonio la que has liado, has podido perder el puesto de trabajo”. Despues, al ver las noticias en internet, vio lo siguiente:



Antonio se dijo a si mismo: "Es hora de aprender".

Rafael García Lázaro
COO-CTO
Socio fundador


0 Comentarios:

Publicar un comentario

¿Hablamos?

Cuéntanos como ayudarte

Si quieres más información sobre lo que hacemos, necesitas ayuda o quieres hablar con nosotr@s, solo tienes que ponerte en contacto.

Teléfono:

(+34) 648 961 876